El cielo del mes: abril

LOS PLANETAS

Mercurio pasa por su conjunción superior el 19 de abril, por lo que no es visible la práctica totalidad del mes. Tan solo puede observarse con dificultad los últimos días de abril, a escasa altura sobre el horizonte Oeste-Noroeste tras la puesta del Sol. El día 25 se sitúa a 1.2º al norte de Venus, lo que ayuda a su localización con prismáticos.

Venus reaparece como lucero vespertino a mediados de mes, a muy escasa altura sobre el horizonte Oeste-Noroeste tras la puesta del Sol. Durante la segunda quincena de abril atraviesa la constelación de Aries, mostrando una magnitud de -3.9.

Marte es visible desde el anochecer hasta poco antes de la medianoche, con una magnitud 1.4. Se desplaza por la zona oriental de Tauro. El 17 de abril se observa unos 3º al oeste de la Luna. A finales de mes Marte pasa a la constelación de Géminis.

Júpiter asoma por el Este-Sureste poco antes del inicio del alba. Brilla con magnitud -2.2 en el extremo oriental de la constelación de Capricornio, pasando a Acuario a finales de mes, cuando ya es visible desde una hora antes de que comience a clarear.

Saturno asoma por el Este-Sureste bien avanzada la madrugada, aproximadamente una hora antes del inicio del alba a comienzos de abril y casi dos horas a finales de mes. Brilla con magnitud 0.7 en Capricornio.  

LLUVIAS DE METEOROS

Las Líridas, meteoros producidos por restos del cometa Thatcher, se ven la segunda quincena de abril, con su máxima actividad en torno al día 22. Conviene observarlas de madrugada, una vez la Luna creciente gibosa se haya retirado. Es al inicio del alba cuando su radiante, situado entre la Lira y Hércules, alcanza prácticamente el cenit.

LA LUNA

La noche del 26 al 27 de abril la Luna alcanza la fase de llena doce horas antes de pasar por su perigeo, lo que nos permite contemplarla esa medianoche más grande y luminosa que cualquier otra noche del año (nos muestra un diámetro de 33.8 minutos de arco).